viernes, agosto 29, 2008

Music, music, music ...


Desde hace unas semanas que mi vida laboral no es sencilla.
Y dado que paso más tiempo de mi vida acá adentro que en otro lado es lógico que el mundo este patas para arriba.

Peeeeeeeero... nada es tan terrible.
El Bebu me regaló un parlante para la compu. El otro día le dije que me había dado cuenta que mi música me hace feliz y de sorpresa me regaló unos parlantes.
Y no solo cumplen su función sino que además es reeee lindo y tiene lucecitas.
Super moderno.

1 agarraron el lápiz:

Dragonfly dijo...

Que lindo que te consientan así.

Besos ;)