martes, febrero 26, 2008

Instintos Asesinos o Intentos de Suicidio ...

De la sensación "vacacionil" que me inundaba la semana pasada ya no queda nada. Se acabó.
Hablando con March (no me acuerdo si hoy o ayer) llegamos a la conclusión que en tres semanas tenemos un fin de semana XL para descomprimir tensiones.

Pero claro, es lo que digo siempre, la vida me ve optimista y se pone como perra en celo para sacarme la sonrisa.

A fin de la semana pasada me desayuno que gracias a que aumentaron los porcentajes de aportes de Jubilación cobré y cobraré más de doscientos cincuenta pesitos menos. Bah, unas chirolitas nada más.
Se me desbarató el presupuesto mensual y en Marzo no voy a poder salir ni en los diarios.

Además esta el tema de Cascote y el hecho que Mr. President no encuentra ni un minuto para resolver unos temas pendientes, que seguro después se ataca y pretende que los tenga resueltos en dos nano segundos.

Llego temprano a casa, prendo la tele para que me haga compañía mientras luchaba contra los cuadrados (mi primer proyecto: el cual les mostraré siempre y cuando quede diviiiino). Veo que a unas doscientas familias les dieron $ 16,000- para que dejen un edificio que habían usurpado -ilegalmente, no?-
Y como si la indignación fuera poca se quejaban preguntando que iban a hacer con ese dinero si no les alcanzaba para nada. Creo que hay gente que tiene que romperse el lomo para ganar un sueldo que se les va en alquiler, servicios y alimentos. Sin contar si tienen hijos en edad escolar y Marzo los agarra desprevenidos.
A esta gente le dan plata para desalojarlos de un lugar del cual se apropiaron sin derecho y se quejan.
Y no admito posturas como "no tienen las mismas posibilidades que podes tener vos" o similares. Me parece injusto que sin hacer nada y causando daños a terceros (basicamente al dueño de ese edificio) les den unos cuantos miles para que se vayan. Y a mi, que me levanto temprano y laburo más de diez horas por día me descuenten más dinero por jubilación y además me retengan para el impuesto a las ganancias, que no veo ni de casualidad.

Para poder distraerme emprendí la empresa de buscar destino para Semana Santa y huir de este infierno citadino (aprovechando los ahorros para las vacaciones a Brasil que no fueron).
Obviamente después de confirmarme disponibilidad, al momento de cerrar la reserva me dicen que no hay más lugar.
O tenes que leer con atención porque una cabaña que esta a dos cuadras de otra que ofrece piscina, desayuno regional, TV con cable, cocheras y asadores con suerte si te incluye las sábanas. Y cuestan lo mismo !
Benditos sean los que en Enero previeron este fin de semana XL y se aseguraron su espacio.

Conociendo mi tendencia a la ansiedad por "se-acaban-los-lugares-copados-y-nos-quedan-los-mas-caros-o-pedorros" el gordo me dice que no me preocupe que él se encarga. Estuve veinticuatro horas esperando que hiciera algo hasta que me pudrí y lo cerre yo.

Finalmente hoy, por quinto o sexto día desde que me pusieron el teléfono (seis meses después que lo solicité) me tienen en espera eternamente pasandome por cientos de operadores que no saben responder o no tienen ganas de atenderme. Solo quiero que alguien se digne a explicarme si van a acreditarme los importes que pague durante meses sin tener el teléfono, solo para que me mantengan la línea porque se suponía que así me iba a costar más caro. Resulta que me hubiese salido más barato dar de baja todo y comprarme un celular para dejar en casa.
Y todavía tengo que soportar que no me atiendan, me expliquen que no tienen respuestas o no les funcione el sistema. Eso sí, si no pagas una factura te suspenden el servicio pero te lo cobran igual!

Creo que la cabeza va a estallarme. Ya ni se si vacaciones son la respuesta, porque siempre hay que volver.
Voto por fines de semana más largos así se optimizan los días de semana. Que demonios es esto de estar sentado en el escritorio resolviendo temas pedorros esperando que Mr. President tenga al menos una hora (que entre pitos y flautas por anécdotas suyas se hacen tres)

Me quiero ir a vivir a algún lugar copado, trabajar en algo superficial y no preocuparme más por los cartoneros, el crédito hipotecario, la tutela judicial, el título del auto, las moratorias, la inflación, el despertarse más temprano porque el enano empieza las clases, cocinar todos los día, ir al super e infartarse con el precio de los limones y todas esas cosas que me desquician.

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh
Por suerte recién vino Lidia con un juguito de naranja exprimido. Me falta el brownie y me conformo temporalmente.

2 agarraron el lápiz:

El Padrino dijo...

y yo me pregunto vale la pena todo eso?

O le damos un cascotazo al cascote.

Libramos un par de cheques sin fondos.

Cagamos a Dios y al Diablo.

Y despues nos declaramos en convocatoria para zafar, previa venta de todos los bienes...

Saludos desde la distancia.

Dragonfly dijo...

Ay nena te comprendo... yo despotrique con una amiga igual con mis preocupaciones que la oficina, los documentos que falta una cosa, que sobra otra y esta maldita estática o energía extra que me da unas descargadas cada vez que toco algo metálico!!! ya es mucho soportar, igual me quiero ir de vacaciones para semana santa y resulta que nada de nada porque hay que ahorrar para el viaje a Argentina y me falta bastante para el presupuesto que estimé.

Pero la vida es linda y mi rugbier entre sus locuras de su compañía me dice que soy brillante, me manda emoticones con besos que casi puedo sentir en mi mejilla, y me hace sentir de nuevo que la vida vale la pena.

Así parece ser la vida... y yo entre todo esto cierro lo ojos y e veo en México frente al ángel de la independencia a as 12:30 de la noche y las lágrimas aún me recorren las mejillas.

Besos ;)