lunes, abril 21, 2008

Por el costado ...

Acá estoy yo... sentada en mi escritorio, frente a la PC y los sesenta mails que llegaron hoy.
Tratando de descifrar el estado de los pedidos en curso.
Y no haciendo caso al malestar físico por el resfrio que tengo.
A pocos metros esta el Cascote.
A quien se le "apagó la computadora sola".
Al parecer ya había sucedido varias veces, pero "penso que no era nada".
Esa voz de perrito atropellado por un camión con acoplado y la cara de idiota que pone, ya casi no logran sacarme de quicio.
Como si el cansancio físico por respirar mal y la congestión nasal no fueran suficiente, también sufro a Cascote.
No hay nada que hacer... cuando no hay voluntad las cosas salen así.
Contando a mis hermanos tengo en mi vida tres Cascotes muy duros de cargar.
Espero que en breve reduzca la cuenta a dos (nadie quiere un hermano de regalo?)

4 agarraron el lápiz:

Dragonfly dijo...

ay nena, muchas gracias, pero mi hermano vale como por tres Cascotes...

Besos ;)

El Padrino dijo...

Eeeeeeeeeeeestas hablando del que termino en la comisaria por llevarse tu auto?

Mmmmm... perdon, pero mi auto no me lo permite.

A parte, no creo que sean de la misma magnitud que el cascote original.

Ana dijo...

Marita: que pasa que todavia Cascote sigue ahi? No ibas a despedirla????

Marits dijo...

Dragoncita: Es una plaga entonces?
NO A LOS HERMANOS VARONES.

Padrino: Siiiii, ese mismo!
Tengo cascotes de todos los tamaños y colores.

Anusky: Estoy en eso. El proceso es largo y tedioso.
Dsp te cuento.