lunes, octubre 01, 2007

Arabian attempt ...

El viernes empezamos con la Diablurita Danzas Árabes.
Lo que nunca nunca me imagine es que sería tan difícil. O que sería un buen ejercicio.
A los quince minutos ya me estaba doliendo la zona abdominal y más tarde la zona "trasera".
Hay que admitir que fue muy divertido.
Y que tengo menos gracia que un palo borracho pero le pongo onda.
Llegué un rato antes que comenzara la clase para anotarme y cambiarme de ropa. La Diablurita venía un poco retrasada.
Vieron como me cuesta socializar con la gente... eso no cambió.
Cuando la clase empezó la profesora corrió a poner música e hicimos algunos movimientos de elongación.
Después hizo algunos pasos e iba diciendo los nombres de los pasos con anticipación para que todas la siguieran. Todas excepto nosotras dos, que con suerte podíamos reproducir el movimiento con un delay de 15 / 30 segundos.
En una primera clase combinar el movimiento del cuerpo con el de los brazos y que sea armónico es literalmente imposible.
Conclusión 1: Muy muy linda actividad.
Conclusión 2: Muy buen ejercicio.
Conclusión 3: Tener un espejo de frente por una hora es un castigo inimaginable (para mi)
Conclusión 4: Soy de madera balsa, pero si Dios quiere dentro de poco tendré (al menos) un poco de gracia en mis movimientos.

2 agarraron el lápiz:

Dragonfly dijo...

Jajajajaj... que divertido. Eso me recuerda a las clases de aerobics que tomaba con mi hermana, porque le cuesta el detalle de la coordinación y es divertido verla.

Ya verás que pronto te soltás de las caderas y vas a dar la clase.

Besos ;)

El Padrino dijo...

Mmmmmmm... dejame recordar.
Si, si... ya recuerdo esa caracteristica al socializar.

Pero como fue mutuo , no lo registre en el momento.